Buenos Aires Femicidio Seguridad Sociedad

Femicidio: condenaron a Marcos Bazán por el asesinato de Anahí Benítez

Antes de morir, la joven de 16 años fue drogada, torturada y violada.

La justicia dictó este miércoles veredicto condenatorio para Marcos Esteban Bazán, el dueño de la casa de la reserva de Santa Catalina de Lomas de Zamora, donde se cree que fue retenida, drogada, violada y asesinada, en 2017, la adolescente de 16 años Anahí Benítez.

El fallo fue dado a conocer este mediodía por el Tribunal Oral en lo Criminal 7 de Lomas de Zamora, aunque cabe mencionar que solo se trató de un adelanto del veredicto condenatorio. En tanto, la lectura de la sentencia, en la que consta la descripción del delito, la pena por el crimen y sus fundamentos se darán a conocer el 2 de junio.

La lectura de este «adelanto» del veredicto duró tan solo un minuto y diez segundos y fue transmitido por videoconferencia a través de la plataforma «Teams», mientras Bazán, de 34 años, lo presenció desde un monitor de la Unidad 9 de La Plata, donde está detenido.

La lectura de la sentencia completa, en la que consta la descripción del delito, la pena por el crimen y sus fundamentos se darán a conocer el 2 de junio.

«El tribunal por unanimidad y previa deliberación en el marco de la presente causa 49707-17 ha decidido pronunciar veredicto condenatorio respecto del imputado Marcos Esteban Bazán con relación a los hechos por los que viene acusado», leyó la Secretaría del TOC 7.

Si bien no se anunció aún la pena y el delito, todo indica que el 2 de junio, a las 12, Bazán será notificado de que fue condenado a una prisión perpetua, ya que la calificación que le fue imputada tiene esa pena.

Por lo que se vio en la videoconferencia, Bazán siguió la audiencia custodiado por un agente penitenciario y con la misma camisa azul de mangas cortas y barbijo que lució en los alegatos de la semana pasada, razón por la cual no se pudo ver su reacción ante el veredicto. Además, en ese momento la imagen que se mostraba era la que transmitía desde los tribunales de Lomas de Zamora.

Lo que sí se escuchó a pocos minutos de terminada la lectura, son algunos insultos hacia la Justicia o frases de los amigos de Bazán que seguían la transmisión, mientras que afuera, en la puerta de los tribunales de Banfield, otros allegados al condenado también manifestaron su disconformidad con el fallo.

En la sala de audiencias solo estaban presentes, manteniendo la distancia social y con tapabocas colocados, los jueces Elisa López Moyano, Roberto Conti y Roberto Lugones; el fiscal Hugo Carrión; el abogado del particular damnificado, Guillermo Bernard Krizan; la mamá de la víctima, Silvia Pérez, y los abogados defensores, Eduardo Soares y Rosario Fernández.

El juicio empezó en febrero con otro imputado en el banquillo de los acusados, Marcelo Sergio Villalba, de 42 años, cuyo ADN fue hallado en el cuerpo de la víctima, pero este hombre dejó de ser juzgado en la segunda audiencia porque una junta médica concluyó que era un «psicótico» que no estaba en condiciones de estar en juicio.

Su cadáver fue encontrado completamente desnudo, con lesiones cortantes y golpes en la cabeza, enterrado en la Reserva Natural Santa Catalina.

En su alegato, el fiscal Carrión afirmó que Anahí fue «torturada y cosificada» y pidió para Bazán la pena de prisión perpetua como coautor, o en su defecto partícipe necesario, de los delitos de «privación ilegal de la libertad agravada, homicidio agravado por alevosía, criminis causa y por mediar violencia de género» (femicidio) y como partícipe necesario de un «abuso sexual agravado por acceso carnal».

Más allá de que ya no estaba siendo juzgado, el fiscal también se refirió a Villalba, quien ya tiene una condena por un abuso en la Ciudad de Buenos Aires, como autor de la violación de Anahí y coautor del crimen, y recordó que el celular de la víctima se halló en poder de uno de sus hijos.

Como prueba clave contra el dueño de la casa donde se cree que Anahí fue retenida, violada y asesinada, Carrión mencionó el olfato del conocido perro rastreador Bruno, de la Brigada Canina de Escobar, a quien definió como «el detector de femicidas».

Según el fiscal, el can detectó el rastro odorífero de Anahí dentro de su casa y la presencia del propio imputado en la fosa donde se halló el cadáver de la víctima, a 235 metros de su vivienda.

El abogado de la familia de la víctima, Bernard Krizan, también había solicitado la prisión perpetua para Bazán, mientras que la defensa había pedido la absolución por falta de pruebas y al sugerir que era una «causa armada».

Anahí fue vista por última vez el 29 de julio de 2017, cuando salió de su casa de Parque Barón, en Lomas de Zamora, para dar un paseo, momento en que fue secuestrada por el acusado y su complice psicótico.

El 4 de agosto del mismo año su cadáver fue encontrado completamente desnudo, con lesiones cortantes y golpes en la cabeza, enterrado en la Reserva Natural Santa Catalina. En tanto, la autopsia determinó que fue drogada y que en esas condiciones fue abusada y luego estrangulada.

0 comments on “Femicidio: condenaron a Marcos Bazán por el asesinato de Anahí Benítez

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: